Viajes de Soplalebeche. Destinos y países que he visitado - Soplalebeche
 Mapamundi
MAPAMUNDI

Estos son los lugares que he visitado en mis viajes. En algunos he estado viviendo varios meses, otros solo varias semanas o de visita.

Algunos los he recorrido en tren o he llegado a ellos en barco. A otros en avión después de interminables horas saltando de aeropuerto en aeropuerto como en el Juego de la Oca. En todos he intentado estar con los ojos abiertos empapándome de todo lo que veía.

¿Quieres saber más sobre alguno de estos destinos? De muchos de ellos puedes encontrar mi experiencia, información o pequeñas historias en el blog. Si quieres alguna cosa más concreta también puedes escribirme, estaré encantada de compartir mi experiencia contigo.

Una vez me encontré con una definición de Javier Reverte que decía más o menos que cuando vas a viajar, viajas tres veces. La primera cuando planificas tu viaje desde casa: destinos, posibles rutas, lugares que quisieras conocer…

La segunda cuando estás sobre el terreno, (y ves que todo lo que habías planificado no tiene nada que ver con la realidad).

La tercera cuando vuelves a casa y te planteas escribir todo lo vivido; cuando te sientas e intentas darle palabras a todas las experiencias vividas, a los rayos del sol amaneciendo en la cara, a la sal, la arena y las moscas pegadas a la piel, a las arrugas del rostro y a los amigos que has encontrado y dejado por el camino.

Esas tres formas de vivir los viajes hacen que permanezcan en nosotros, que formen parte de la persona que va creciendo, formándose y acoplándose a nuestro día a día.

Viajar puede ser una escapatoria, una vía de salida cuando ves que no encuentras el camino. No sabría explicar el porqué, pero me siento inexplicablemente atraída y convencida de que esta cita se escribió pensando en todos los que en cuanto tenemos la oportunidad nos escapamos a descubrir otros lugares, otras culturas, otros rincones del mundo…

A quienes preguntan la razón de mis viajes les contesto que se bien de qué huyo, pero ignoro lo que busco – M. E. de Montaigne